martes, 31 de julio de 2012

.

HISTORIA DE LAS MMA : EL MAYOR ROBO JAMAS CONTADO




Año 1999, Alabama,  Se celebraba el UFC 20: Battle For The Gold, el último de una serie de eventos que buscaban determinar quien seria el campeón de los pesos pesados tras quedar este vacante al abandonarlo Randy Couture yéndose de la empresa por problemas entre ellos.
Legada la noche el evento comenzó, Bruce Buffer anuncio a los primeros contendientes del PPV, el luchador especializado en boxeo Laverne Clark, bajo el ala del ilustre equipo de Pat Miletich contra Fabiano Iha, brasileño luchador de BJJ Y Vale Tudo afincado en América, este primer combate presentaba la primera incursión como arbitro de la empresa al ahora famoso Mario Yamasaki que paró la pelea cuando Clark alcanzó con un puño a Iha que cayendo este sangrando al suelo. Empezaba la noche de forma emocionante.
Continúo la emoción con un combate de apenas tres minutos donde un joven Wanderlei Silva de 22 años nokeaba a rodillazos en la cara a Tony Petarra, luchador que únicamente trató de amarrar malamente la pelea en el clinch con un éxito totalmente nula, el salvajismo de Wand nunca fue moco de pavo. Seguidamente el brasileño Marcelo Mello en apenas un minuto y poco acabó también con un estilo bestial al americano David Roberts cuando sabiamente Big John McCarhty la paro ante la lluvia de codazos que el americano se comió cuando estaba en el suelo. Tras la pelea de Wand y la de Mello llego la tercera pelea corta siguiendo este orden de tiempo descendente, en apenas 20 segundos el enorme peso pesado Ron Waterman machacaba a un tal Chris Condo.
Era el turno de los combates mas importantes, en primer lugar Pete Williams, autor del inolvidable KO a Mark Coleman con una patada en la cara hacia frente a Travis Fulton, al autentico Ironman, el hombre que ostenta el mayor numero de combates de MMA profesionales en todo el planeta, después de seis minutos bastante aburridos Williams metió un armlock al agotado Fulton que poco nada podía hacer ya para evitarlo. Pasado el quizás, combate mas aburrido del evento el entonces en pleno apogeo Pedro Rizzo encaró a Tra Telligman, uno de los iconos del equipo Lions`Den junto a Ken Shamrock y Guy Mezger, mano brutal de Rizzo y Telligman a dormir, un KO del estilo al que el Brasileño propinó tiempo después a Josh Barnett.
Y llegó el momento del main event, el momento de determinar quien se convertiría en el campeón de los pesos pesados de la UFC, había sido un gran evento, bastante emocionante y con algunos de los guerreros de la época, se sucedieron algunas entrevistas y el anuncio de la esperada pelea por el titulo ligero entre Marco Ruas y Maurice Smith. Era la hora,  el imponente Kevin Randleman, ese mosntruo que era tan bajo para ser un peso pesado descendió rápidamente por la pasarela acompañado de su equipo capitaneado por Mark Coleman, justo a continuación lo hizo Bas Rutten, Big John dio la señal y la pelea por el titulo empezó. 
La gente esperaba mucho del tres veces campeón de Pancrase que venia de meterle una paliza a Kohsaka, pero nada mas lejos de la realidad, del primero al ultimo de los veintiún minutos de combate Randleman dominó totalmente, comenzó derribándole y abrasándole con un ground and pound bestial que le valió a Rutten la cara destrozada y sangrando rápidamente, cada vez que la pelea por una razón u otra volvía a ponerles en pie era la misma historia, Randleman atrapaba su pierna y le volvía a tumbar, le volvía a meter un poco de ground and pound y buscaba la posición dominante, si Rutten intentaba recuperar posición el Monstruo velozmente se colocaba clavándose como una estaba y seguía inutilizándole totalmente, veintiún minutos, veintiún minutos donde Bas Rutten no logró ni un solo buen golpe, donde Randleman no solo derribo y controló totalmente la pelea sino que de propina le deshizo la cara. Una vez finalizado el combate el monstruo alzo sus brazos en señal de una merecida victoria, Bas, sin nadie allí presente entender porque hizo lo mismo, algo ofensivo cuando en todo ese tiempo no hizo absolutamente nada aparte de aguantar la paliza, el arbitro les llevo al centro de la jaula, toda estaba ya hecho, Kevin Randleman era el nuevo campeón y había que ser un jodido ciego o retrasado para no verlo, Bruce Buffer agarró el micrófono, anuncio las tarjetas de los jueces y como nuevo campeón de los pesos pesados de la UFC a Bas Rutten, nadie daba crédito a la decisión, la esquina de Randleman enfurecida gritaba encolerizada, los de Bass le vitoreaban demostrando tener mas cara que espalda, Kevin simplemente se fue sin decir nada ni organizar un escandalo que por otra parte hubiera sido totalmente entendible. En la historia de las MMA hemos presenciado muchos robos, algunos claros, otros no tanto, pero desde luego ninguno como este, nada tan absolutamente claro y vergonzoso, la victoria de un hombre que no golpeó, que no controlo posiciones (Por que ni una consiguió) que no hizo absolutamente nada, de hecho es tan flagrante que cualquiera de los que dio la enhorabuena allí a Rutten podría ser incluido en la lista de los mas grandes caraduras de la historia, incluso mas aún de los que se cuelan en las bodas o roban a los ciegos. Randleman estaba disgustado pero nunca se enfado con Bas, nunca escupió mierda de él y de hecho con el tiempo hasta se les veía bromear sobre el asunto en algunos videos demostrando que Randleman además de un campeón pesado de la UFC era una buena persona, su carrera siguió, con buenos momentos  y malos momentos, quizás no se convirtió en uno de los mas grandes pero si en un icono de UFC y PRIDE que luchaba con su cuerpo y no con palabras envenenadas como tantísimos otros hacían, hacen y harán.

Dejo un HL del autentico campeón de aquella noche

Kevin “The Monster” Randleman





No hay comentarios:

Publicar un comentario